Un grupo de diputados de ambas cámaras del Congreso de EEUU, liderado por el senador de Alabama, Richard Shelby, llegó en visita oficial a Rusia por primera vez desde 2016. Pero, ¿cuáles son los objetivos de esta visita y cómo podría influir en las relaciones entre Moscú y Washington?

Los congresistas ya celebraron una reunión con el gobernador de San Petersburgo, Gueorgi Poltávchenko. Asimismo, se reunirán con el ministro de Exteriores de Rusia, Serguéi Lavrov, y con un grupo de senadores del Consejo de la Federación de Rusia —entre ellos, el presidente del Comité de Asuntos Internacionales del Consejo de la Federación, Konstantín Kosachov, y el senador Alexéi Pushkov—.

Por fin, el 4 de julio, el Día de Independencia de EEUU, los diputados estadounidenses tomarán parte en una fiesta en la Embajada de EEUU en Moscú.

El líder del grupo, Richard Shelby, expresó su confianza en que los diputados también tengan una oportunidad de reunirse con el presidente ruso, Vladímir Putin. Por su parte, el portavoz del Kremlin, Dmitri Peskov, afirmó que esta reunión no está en la agenda del mandatario, si bien admitió que Moscú “aplaude” la visita.

“Tenemos nuestras diferencias con Rusia, pero es un actor en el tablero mundial”, explicó Shelby al periódico Washington Examiner. También subrayó que esta visita podría reducir algunas tensiones en el mundo.

Según el político, “no nos hacemos ilusiones de que vayamos a ser amigos algún día, pero a veces hay esperanza en algunos ámbitos”.

En cuanto a la posible injerencia de Moscú en las elecciones presidenciales de 2016, “tenemos que ser realistas, los países hacen lo que sirve a sus intereses; también hemos hecho muchas cosas”, admitió el senador de Alabama.

Por su parte, el senador de Kansas y miembro del Comité de Transporte, Jerry Moran, opina que Rusia no solo interfirió en los comicios estadounidenses, sino también en los de Francia, Alemania y el Reino Unido, refiriéndose al llamado Brexit.

A su vez, el senador de Luisiana, John Kennedy, declaró en una entrevista con el periódico The Advocate que tiene previsto “discutir los intereses comunes y examinar los problemas comunes”. Asimismo, afirmó que quiere saber más de la economía rusa.

“Vi algunas informaciones que afirmaban que la gente en Rusia está muriéndose de hambre porque su Gobierno gasta todo el dinero en armamento para Siria, mientras que otras publicaciones lo refutan. Quiero saber cómo son las cosas”, indicó.

Pero, ¿qué se puede esperar de esta serie de reuniones? Según declaró a los medios el senador ruso Konstantín Kosachov, los parlamentarios de los dos Estados van a examinar las relaciones bilaterales en vísperas de la reunión entre Vladímir Putin y Donald Trump, además de la lucha antiterrorista y la situación en Oriente Medio. No obstante, subrayó que serán los senadores estadounidenses, y no los rusos, quienes elijan los temas.

A su vez, el diputado Andréi Klimov se mostró escéptico acerca de la visita de los congresistas de EEUU, puesto que todos los miembros de la delegación son miembros del partido republicano y “adoptan posturas específicas”.

Según clarificó el experto del Consejo de Rusia para Asuntos Internacionales, Maxim Suchkov, al medio RBC, la reanudación de visitas de los diputados estadounidenses a Rusia tiene por objetivo “influir en el público estadounidense” y dar la impresión de que un intento de entablar un diálogo con Moscú no es un “capricho” del presidente Trump, sino una iniciativa que proviene de una parte de la élite estadounidense.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here